El año nuevo, ¿es nuevo? Cada mañana la vida nos da un nuevo momento…

Cada mañana es nueva; cada mañana la vida nos da un nuevo momento que puede ser efectivamente diferente o puede ser una replica de la mañana anterior… 

Nuevo, del latín Novus, es aquello que acaba de aparecer o formarse, implica un quiebre con lo anterior, por lo que presenta algo diferente.

Aunque la definición a simple vista parece clara, en realidad es subjetiva. Si te regalo mi libro viejo, tienes un libro nuevo. Así lo nuevo para unos puede ser viejo para otros, y lo mismo aplica si nos referimos a situaciones, experiencias, emociones o conductas.

En una sociedad de consumo como la nuestra, la idea de “ lo nuevo” es privilegiada. La mayoría de la gente desea y siente atracción y placer ante la posibilidad de algo nuevo. De ahí que el “año nuevo” traiga consigo un cúmulo de ilusiones

¿Pero en realidad existen nuevos tiempos?

Cada minuto es nuevo. Es un estuche vacío que al tocar nuestras vidas se llena de lo que nosotros ponemos en él.  Si ponemos las mismas ideas, actitudes y acciones, automáticamente perderá su cualidad de nuevo y será algo semejante a un estuche del último modelo de celular con la tecnología de un teletrófono de 1876.

El año nuevo, está vacío. Es una maceta llena de tierra y expectativas,  y sólo podrá surgir algo nuevo si estamos concientes del momento presente. La dirección que el año tomará es la que cada uno de los pasos que demos vaya tomando.

Por eso es crucial observar el estado de nuestra mente, pues es ella quien dirige nuestros pasos.

  • La emoción que está en el origen, donde iniciamos, es el combustible, y será nuestro acompañante en todo momento. Por lo que fijar nuestra atención en las metas en lugar de hacerlo en la línea de arranque inevitablemente nos llevará al fracaso.
  • Deja de soñar acerca de lo bien que te sentirás cuando ganes o logres tus propósitos.
  • No permitas que la luminosidad de un futuro imaginario te deslumbre, pon atención y mantente alerta en el momento presente.
  •  La verdadera oportunidad de un “tiempo nuevo” está en los cimientos de lo que estás por construir. Y los cimientos son tus emociones y acciones de “hoy”.
  • Si inicias con las mismas actitudes mentales y emocionales, tu caminar te llevará a los mismos lugares y el “año nuevo” quedará sólo en una ficción.
  • Si quieres llegar a nuevos lugares y nunca preocuparte por los finales felices en cualquier área de tu vida, espabílate y mantente lo suficientemente despierto durante el principio y durante las tareas que el viaje de la vida vaya develando día con día.

El pensar o esperar que cualquier destino que tengamos en mente va a ser superior a donde estamos parados en el presente es exactamente por lo que seguimos en el mismo lugar esperando que algún mañana sea mejor. No te metas el pie por default. Conéctate y los finales felices llegarán por sí mismos.

ESTAS SON LAS MEJORES RECETAS DE ENSALADAS PARA EMPEZAR BIEN EL AÑO

Foto de portada de Benjamin Davies